Charlando con… Carmen Linares

“Es maravilloso recordar a la gente a través de la música”

Carmen, tienes una carrera profesional de más de 40 años en los escenarios, ¿cuándo y cómo decides hacer del Cante tu profesión?

Yo canto desde muy niña como aficionada. El paso al Cante profesional lo di en Madrid, con 17 años, cuando tuve que decidir si seguir estudiando o dedicarme a ello. Mi padre tuvo que firmar un permiso porque era menor de edad.

¿Tienes antecedentes familiares en el Flamenco?¿Es una cuestión de sangre?¿Crees que el arte se lleva en la raza?

No tengo antecedentes familiares artistas profesionales pero he tenido algo muy importante ya que mi padre siempre ha sido muy aficionado a la guitarra y al flamenco, lo que ha hecho que yo tuviera en mi casa un instrumento. Mi padre llegaba de trabajar, y como no había televisión ni nada, reunía a los vecinos y él se ponía a tocar y yo a cantar. Él tenía muy buen oído y una voz muy bonita. Yo creo que eso  lo tengo por genética suya.

Por otra parte el Flamenco es arte y atribuirlo a una raza es como atribuirlo a un color. El flamenco es andaluz y lo cantan artistas que son gitanos y los que no lo son. A ésto añado que los gitanos tienen una forma muy bonita de cantar y de bailar y de tocar, claro que sí, y nosotros tenemos la nuestra. Ellos han aportado cosas y nosotros también. Con la aportación de cada uno se conjuga lo que ha sido el arte flamenco. Hay artistas geniales de una raza y otra. No hay que caer ya en que el arte va en una raza, es como vincularlo a tener los ojos verdes o marrones. No tiene sentido. Es algo que no se puede razonar, luego ya que cada uno piense lo que quiera.

¿Y cómo es la vida de una de las artistas más reconocidas del panorama Flamenco? Artísticamente hablando, ¿cantas todos los días para trabajar la voz?¿Compones?

Debería cantar todos los días pero no lo hago. Cuando hay conciertos a la vista sí, hay que calentar la voz un poco a diario y repasar el repertorio para estar en forma. Subirse a un escenario es algo duro y hay que mentalizarse. Cuando no hay actuaciones cerca se hacen otras cosas, me dedico a preparar algo nuevo…Yo no soy compositora, no toco el piano por ejemplo, pero sí adapto los textos y los paso por mi filtro del flamenco para que suenen a cante, que es lo mío en definitiva.

Se suele hablar de ti como “La Dama del Cante”, este tipo de reconocimientos por parte de la afición y la crítica supongo que valen más que cualquier premio…

Los premios siempre gustan porque son un reconocimiento a tu trabajo y tu trayectoria, pero el mejor premio para mí es tener tu público, que vayan a verte, se emocionen y consigas transmitirles lo que tú sientes, que estén receptivos. El reconocimiento de la gente es el mejor premio para un artista, hacerles más felices. Ellos te tienen en su vida.

Yo soy cantaora pero también vivo la otra parte con los artistas a los que admiro, siempre conservo sus discos, recuerdo lo que me han hecho sentir y épocas de mi vida, es maravilloso recordar a la gente a través de la música.

Actualmente los artistas vivís prácticamente del directo pero tú acabas de lanzar tu disco, “Verso a Verso”, dedicado a Miguel Hernández, precioso disco, por cierto, cuéntanos un poco más sobre él y cómo ha sido su elaboración. ¿Nace de tu espectáculo “Oasis Abierto”?

Sí, ya hicimos una preparación muy extensa en ese espectáculo y lo hemos retomado. Hay más poemas porque “Oasis Abierto” era más corto. Ahora lo hemos hecho teniendo más claro lo que queríamos. Está perfeccionado.

“La poesía popular es maravillosa”

Es un proyecto que cuenta con la colaboración de un elenco musical muy bien escogido, ¿se crea el proyecto entre todos o primero nace la idea y luego decidís quién te acompaña?….

En “Oasis Abierto” ya colaboraban Pablo, Salvador Gutiérrez, mi hijo Eduardo y mi hijo Miguel que hace la producción con Cabofaro, su productora. De esta idea inicial que era nuestra, ampliamos el elenco y contamos con más músicos. Queríamos que quedase constancia de este proyecto plasmado en un disco – libro y lo hemos querido hacer coincidir con el 75 aniversario de la muerte de Miguel Hernández. Es un trabajo muy cuidado, con mucha información, hay una guía de escucha y testimonios de gente que ha conocido al poeta. Así se saborea el disco de otra manera.

¿Qué fechas y sitios tenéis programados para girarlo?

El 18 de Marzo estaremos en Orihuela, tierra del poeta.

El 31 actúo en el Teatro de la Maestranza pero con el espectáculo “El Amor Brujo”.

Siempre has estado profesionalmente vinculada a los poetas, yo te he escuchado muchísimas veces cantando a Lorca, Juan Ramón Jiménez o a Caballero Bonald…Para ti ¿la literatura y el Cante van de la mano?

Absolutamente de la mano. Las letras del flamenco siempre han sido populares, pero eso es una literatura de aquí te espero. La poesía popular es maravillosa. Incorporar poetas al flamenco y que éste se ponga al servicio de la poesía, es el camino. Esto lo que hace es sumar a uno y otro y por supuesto hay que añadir una música buena.

Antiguamente el Flamenco se vivía en las casas de vecinos, en sus patios, con fiestas privadas, en los barrios, ¿dónde queda éso?¿Tú lo has vivido así en tu casa? ¿Lo vives así todavía?

Eso ya no existe. Se da si haces una fiesta en tu casa pero las fiestas donde los señores pagaban a los artistas yo creo ya no se hacen. Afortunadamente el flamenco ya está en los teatros, en los auditorios, centros culturales, peñas…

Cuando yo era niña sí recuerdo que venían amigos de mi padre a los que les gustaba el flamenco y nos reuníamos en los bares a escuchar al Vargas o a Charito mientras mi padre tocaba la guitarra.

“No hay que caer ya en que el arte va en una raza, es como vincularlo a tener los ojos verdes o marrones”

El primer recital de cante al que yo asistí fue uno tuyo, yo tenía 14 años y era en el Colegio de médicos, creo que alguna vez te lo he contado. Me fui sola y hubo una señora que me preguntó qué palos me gustaban y yo no sabía en ese momento lo que eran los palos. Me echó una bronca… Es verdad que a partir de ahí aprendí y  ya nunca más quise alejarme del Flamenco. Esto es lo que conseguís algunos artistas, ¿puede ser ese vuestro mayor objetivo? ¿Atraer al público hacia el Flamenco?

Menuda señora! Habría que echarle la bronca a ella…El que tú con 14 años llegues a escucharme y te guste es lo importante, que hayas sentido cosas. Si además tienes el conocimiento lo disfrutarás más pero no es necesario, lo importante es sentirlo. Hay que iniciarse, es como el que va a buscar trabajo por primera vez y no se lo dan por no tener experiencia, la experiencia hay que conseguirla trabajando. Esto es lo mismo y lo fundamental es que te llegue. Para nosotros atraer al público al flamenco es importantísimo.

Para terminar, cuando un artista tiene una trayectoria tan amplia y versátil como la tuya, se puede permitir hacer ya casi lo que quiera, evidentemente lo tuyo es el Flamenco pero has mezclado con jazz, has hecho cosas más ortodoxas y más modernas…¿Qué le queda por hacer a Carmen Linares? Y, ¿Piensas llevarlo a cabo?

No sé lo que me queda por hacer, muchas cosas. No tengo metas marcadas. Eso sí, todo lo que haga será siempre con rigor y dando lo máximo. Ahora voy a hacer teatro porque me han llamado para interpretar a Helvia, la madre de Séneca, tengo que cantar e interpretar. Me va a aportar muchas cosas. Se estrena el día 24 de Marzo en Madrid en el Teatro Valle Inclán y va a estar dos meses en cartel. La música es grabada pero las voces son en directo. Es una producción del Centro Dramático Nacional.

Entrevista realizada en Almacén Alquián & Hóptimo.

Fotos de Carmen Fernández – Enríquez.

No Responses to “Charlando con… Carmen Linares”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR